Un futuro con menos carbono

De sobra se sabe que el uso de los combustibles fósiles tiene fecha de caducidad. El carbón, el petróleo y el gas natural no sólo tienen fecha límite para su agotamiento, sino que son los principales causantes de fenómenos mundiales como el calentamiento global y el cambio climático. La contaminación atmosférica es la responsable de miles de muertes prematuras al año en España. Por ello, los acuerdos internacionales buscan un futuro con menos carbono en la atmósfera.

En este artículo vamos a realizar un análisis profundo sobre lo que sería un futuro con menos carbono y qué impactos están teniendo en la actualidad. ¿Quieres observar un escenario que podría ser de un futuro próximo? Sigue leyendo para descubrirlo todo.

¿Habrá menos carbono en el futuro?

Es una interrogante que surge en muchas cabezas de todo el mundo. Las empresas que se dedican a la extracción y el tratamiento de los combustibles fósiles necesitan que la sociedad haga un uso de los mismos para poder vivir. Sin embargo, hay que frenar el uso de estos combustibles contaminantes por el bien de nuestra sociedad y la salud del planeta.

Actualmente se está sufriendo ya una bajada en los precios del petróleo. Esto significa que el uso de los combustibles fósiles como fuente principal de energía se está reduciendo. Hay otros competidores y vienen pisando fuerte. Se trata de las fuentes de energía renovables. Que estas empresas productoras y transportadoras de petróleo, carbón y gas natural tengan un precio más bajo, significa que están ganando menos beneficios. La caída del uso del carbón y el petróleo está impactando al mundo entero.

En los países poblados como China y la India se ha experimentado una disminución considerable del uso del carbón. Al tener menos demanda, el carbón ha disminuido también el precio al que se compra y se vende. Un menor uso de este tipo de combustible también tiene sus efectos positivos. Ha potenciado el uso de las energías renovables en las zonas, permitiendo así un aumento en el desarrollo tecnológico y mejoras en los puestos de trabajo de todos los sectores y, como bienestar para el planeta y la salud humana, una reducción en la contaminación atmosférica.

No sólo el mundo se debe abastecer con las dos fuentes opuestas de energía (renovables o combustibles fósiles). Existe un avance en la tecnología que permite tener energías más limpias y efectivas aunque sigan siendo energía fósil. Se trata del gas natural. Es un componente más puro y menos contaminante que sirve de excelente intermediario y como proceso de transición.

La necesidad de un futuro con menos carbono

El gas natural es un excelente combustible capaz de abastecer energéticamente y caloríficamente a las viviendas de todo el mundo con un precio factible de adquirir y una mayor eficiencia de la que tiene el carbón. Esta es otra de las razones por las que el carbón tiene una enorme disminución en la demanda y una gran caída de precio. El gas natural es un fuerte competidor por el hecho de ser bastante asequible, fácil de extraer (lo que se traduce en una reducción considerable de los costes de inversión inicial) y es más puro.

Este último factor es con el que juegan en su campaña de marketing. La palabra “natural” dentro de su composición hace ver a las personas que es un gas totalmente puro, limpio y que no contamina. La realidad no es tan perfecta. Es cierto que tiene una eficiencia a largo plazo mucho más alta que la del carbón o el petróleo y que su contaminación es menor. Pero no estamos dejando de hablar de otro combustible fósil cuyas reservas también se agotan y cuyo uso está generando gases de efecto invernadero a la atmósfera desencadenantes de muertes prematuras, baja calidad del aire y fenómenos como el calentamiento global.

Aunque se espera un futuro con menos carbón o completamente descarbonizado para el año 2050, hay que pensar siendo realistas. Los combustibles fósiles van a seguir siendo la principal fuente de energía a nivel mundial durante muchos años. Son estos años a los que se le denomina como transición energética en la que el sector energético mundial se va abriendo camino a través de un mix de energías hasta desarrollar la tecnología lo suficiente como para que las renovables gobiernen el mundo.

El fin de los combustibles fósiles

Algunos de los combustibles fósiles tienen los días contados debido a que, inevitablemente, no sólo irán desapareciendo a causa del desarrollo de otras tecnologías, sino que sus costes de producción, extracción y transporte sea tan altos como  su impacto ambiental. Es así como dejan de ser útiles en la sociedad actual.

La Unión Europea tiene planeado que para el año 2030 el gas natural sea la segunda fuente de energía más importante, desplazando al carbón para reducir los efectos negativos en el medio ambiente. Algunos estudios esperaban un aumento en el consumo y uso del carbón en Asia entre los años 2000 y 2030, pero con la situación económica actual no se ha registrado este aumento, sino todo lo contrario.

Algunas fuentes de extracción como lo son el fracking y las arenas bituminosas han causado algunos efectos negativos sobre el uso de producción del carbón. Los empresarios han decidido apostar por estos tipos de extracciones de hidrocarburos que han repercutido en la economía del carbón como un aumento en los costes de producción. La consecuencia de ello se ha hecho tangible con el cierre de minas y de algunas compañías que se dedicaban a la extracción del mismo. Ante los altos costos de producción y la reducción de la demanda en los mercados internacionales, el carbón tiene ya sus días contados.

Algunos países que se han centrado en la exportación de carbón como Colombia, piensan en que este mineral seguirá siendo rentable en un futuro y que su uso no se retirará de forma completa. Indican como argumento que es necesario diversificar el mercado.

Espero que con este análisis puedan comprender un poco más el panorama que tiene en la actualidad el carbón y el futuro que nos espera.

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print
Ahorra en tu factura de la luz
¿Quieres ahorrar en tu factura de la luz? Consigue un descuento de 30€ GRATIS usando el código HOLA30.
Ahorra con energía 100% verde


Graduado en Ciencias Ambientales y Máster en Educación Ambiental por Universidad de Málaga. Mi objetivo es dar a conocer toda la información de medioambiente a los lectores de manera sencilla, clara y entretenida para que se aprendan los valores de la naturaleza y la necesidad de preservarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.