Cómo hacer abono con las malas hierbas y restos de poda

como hacer abono con las malas hierbas

Es posible crear abono utilizando las malas hierbas. Tienes la opción de utilizar cinco métodos diferentes para asegurarte de que el abono resultante esté completamente libre de presencia de malezas. De primeras puede parecer más complicado realizar el compost con las malas hierbas. Sin embargo, vamos a darte algunos consejos para aprender cómo hacer abono con las malas hierbas.

En este artículo vamos a contarte cómo hacer abonos con las malas hierbas y qué aspectos debes tener en cuenta.

Cómo hacer abono con las malas hierbas

hacer abono con malas hierbas

Para garantizar que las malas hierbas no proliferen en el abono, es fundamental tener cuidado al seleccionar qué malas hierbas incluir. Se debe prestar especial atención a las especies específicas de malezas, así como a su estructura y ciclo de vida. Mientras las cabezas de las semillas aún no se hayan formado, tienes la oportunidad de nutrir las malas hierbas anuales como los cuartos de cordero o la ortiga común con una pila de abono recién creada. Así podrás tener la seguridad de que estas malas hierbas en particular no volverán a surgir.

Las malas hierbas perennes, como las violetas silvestres, deben tener un tratamiento más especial. Es fundamental emplear una de las técnicas correspondientes que se mencionan a continuación, específicamente solarización, privación de luz o ahogamiento.

Compostaje caliente

Para lograr un compostaje termófilo, también conocido como «compostaje en caliente», es fundamental manipular la pila de compost con cuidado para elevar su temperatura a un nivel óptimo de aproximadamente 140 grados. Una pila de abono caliente gestionada adecuadamente a menudo emitirá vapor a medida que la materia orgánica se transforma en humus rico en nutrientes, gracias a la actividad de bacterias, insectos y otros microorganismos beneficiosos.

Al aumentar el calor de una pila de abono, es posible erradicar semillas de malezas, huevos de insectos, patógenos y otros elementos indeseables. Esta técnica también se puede emplear para compostar las malezas. Sin embargo, algunos jardineros pueden optar por abstenerse de añadir plantas perennes particularmente poco atractivas, especialmente si no están seguros de la temperatura de su montón.

Para lograr el nivel deseado de calor en la pila de abono, es esencial incorporar una combinación equilibrada de materiales verdes y marrones, junto con una circulación de aire y humedad adecuadas.

Solarización

malas hierbas

La solarización es un proceso similar al precompostaje, donde se aprovecha el poder del sol para eliminar las malas hierbas. Al permitir que las malezas se sequen por completo y comiencen su proceso de descomposición, podrás incorporarlas con confianza a tu pila de abono.

Cuando se trata de solarización y compostaje, la principal diferencia radica en el método de manejo de las malas hierbas. En lugar de agruparlos en una pila, la solarización implica esparcirlos en una capa delgada sobre una superficie que absorba el calor, como una lona negra o, idealmente, una losa sólida de cemento o asfalto. Esto garantiza que todas las malas hierbas estén expuestas a altas temperaturas, replicando las condiciones de una pila de abono caliente.

Ten en cuenta que, a diferencia de una pila de abono, que requiere humedad, es preferible que las malas hierbas solarizadas queden crujientes. Este proceso suele tardar algunas semanas durante los meses más calurosos del verano. Es importante mencionar que la solarización no es tan efectiva durante otras épocas del año.

Ahogamiento

El ahogamiento es un método eficaz para eliminar las semillas de malas hierbas y las malas hierbas perennes. Para realizar esta tarea, debes seguir estos pasos: Comienza colocando las malas hierbas en la base de un barril y asegurándolas en su lugar con piedras pesadas.  Llena el barril con agua.

Durante un mínimo de seis semanas, deja que la mezcla repose. Para garantizar resultados óptimos, es recomendable tapar bien el barril, ya sea con una tapa o con una malla fina, para disuadir la proliferación de mosquitos. Una vez que el contenido se haya descompuesto lo suficiente, vacía el barril en la pila de abono. Si quieres, puedes colar el agua previamente y utilizarla para hidratar las plantas de tu jardín. El líquido no solo proporciona hidratación, sino que también actúa como un fertilizante suave. Cualquier pulpa restante ubicada en el fondo del barril se puede incorporar a la pila de abono.

Privación de luz

compost de calidad

Si te enfrentas al desafío de controlar las malas hierbas o deshacerse de las malezas moribundas arrancadas, privar de luz puede servir como un método eficaz para erradicarlas. Una forma de lograrlo es cubrir las malezas vivas con mantillo.

Para evitar el crecimiento de malas hierbas en el suelo, tienes la opción de emplear un material orgánico o inorgánico como mantillo o cobertura del suelo. Este material bloqueará efectivamente la luz, creando una barrera que inhibe el crecimiento de malezas. Las opciones inorgánicas incluyen el plástico negro, mientras que las alternativas orgánicas incluyen el cartón.

Para combatir eficazmente las malas hierbas, es fundamental seguir los procedimientos adecuados sin buscar soluciones rápidas. Un método eficaz implica el uso de una barrera luminosa, que ha demostrado ser muy eficaz a corto plazo.

Para el compostaje se utilizan contenedores de plástico. Si tienes que lidiar con una pequeña cantidad de malas hierbas, los contenedores de abono construidos con plástico negro es una excelente opción. Estos sistemas no sólo impiden que la luz llegue a las malas hierbas, sino que también aumentan la temperatura de la pila de abono en comparación con una pila normal. Por ejemplo, el uso de una secadora permite airear adecuadamente el abono interior, asegurando que alcance el calor necesario para eliminar rápidamente las malas hierbas.

Harpillera

Para privar de luz, una técnica alternativa consiste en colocar malas hierbas y recortes de césped dentro de bolsas de basura negras, cerrarlas herméticamente y dejarlas reposar bajo el sol durante unos meses. Sólo cuando las malas hierbas se hayan transformado en una sustancia viscosa no identificable se deben añadir a la pila de abono. La potente combinación de calor intenso y oscuridad absoluta obstaculizará efectivamente la supervivencia de cualquier semilla.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre cómo hacer abono con las malas hierbas.

Compostaje a partir de restos de poda

poda, compostaje

Crear compost a partir de los restos de poda es una excelente manera de reciclar y obtener un abono natural de alta calidad. Además de barato, ecológico, te permite deshacerte de restos molestos. Para ello, los pasos son muy sencillos:

  1. Recolectar los restos de poda de los arbustos, árboles y plantas que hayas podado. Si son ramas muy gruesas, podrías reservarlas para leña, si tienes chimenea.
  2. Las hojas y trozos pequeños no necesitarían un tratamiento especial, pero si son ramas, especialmente si son gruesas, deberías de triturarlas para acelerar el proceso de compostaje, ya que los trozos más grandes son más difíciles de descomponer, y tardarán semanas o incluso meses. Para ello puedes usar un triturador agrícola.
  3. Mezclar los restos de la poda con otros materiales orgánicos, como puede ser papel, restos de comida (orgánicos: pozos de café, cáscaras de huevo, cáscaras y mondaduras de frutos,…), etc. Todo eso puede ser aprovechado.
  4. Agregar agua y voltear la mezcla regularmente. Y esperar (dependerá del tamaño de los trozos y del clima) hasta que obtengas un compost rico y de color oscuro para poder abonar huertos, jardines y macetas.

Es importante tener en cuenta que no todos los materiales de poda son adecuados para hacer compost, por ejemplo, si las plantas están infectadas con enfermedades o plagas, es mejor desecharlas en lugar de agregarlas al compost para evitar contagios.

En cuanto a los depósitos para el compostaje, puedes usar los mismos compostadores y aceleradores que recomendé anteriormente para las hierbas.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.