Una máquina que funciona con energía solar convierte la orina en agua potable

Agua

Hay noticias que pueden llegar a sorprendernos por la oportuna ocurrencia de varios investigadores que por genialidad o por error, muchas veces ha sido esto último lo que ha propiciado inventos maravillosos, encuentran la clave para conformar un producto o invento que es capaz de cambiar algunos aspectos de nuestra civilización o hábitos.

Científicos de una universidad belga han creado una máquina que funciona con energía solar que es capaz de transformar la orina en agua bebible. Desplegaron este invento en un festival de teatro y música de 10 días en Ghent, Bélgica. El experimento fue todo un éxito, ya que los científicos fueron capaces de recuperar unos 1.000 litros de agua no consumida, que será utilizada para hacer cerveza belga, de la orina de cientos de personas que fueron al festival.

Han sido capaces de crear este invento o máquina al llevar la orina a través de una membrana para la destilación que se encarga de tomar el 95 por ciento de todo el amoniaco presente. El líquido es recogido en un gran tanque y calentado por una olla que funciona gracias a la energía solar. La orina calentada entonces pasa a través de una membrana que separa el agua a la vez que los nutrientes como son el nitrógeno y el potasio, que pueden ser usados también para la fabricación de fertilizantes.

El objetivo de estos investigadores belgas es llegar a instalar versiones de mayor tamaño de estas máquinas en aeropuertos e instalaciones deportivas. Los científicos también tienen la propuesta de ayudar a las comunidades rurales que se encuentran en países en vías de desarrollo donde el agua potable suele ser un bien preciado y bien escaso a la vez, por lo que puede ser muy interesante seguir el desarrollo de este gran invento. Ya hemos comentado en varias ocasiones inventos que intentan mejorar la vida en estas zonas rurales.

Te puede interesar

Escribe un comentario