Las tres R del reciclaje

tres r del reciclaje

Las tres R del reciclaje son las reglas para proteger el medio ambiente, especialmente para reducir la cantidad de desechos o basura generada. Esta regla debe estar incluida en el decálogo de una empresa socialmente responsable y en el día a día de las personas.

En este artículo vamos a contarte en qué consisten tres R del reciclaje, su importancia y cómo reciclar correctamente.

Tres R del reciclaje

reducir y reciclar

En resumen, las tres R del reciclaje ayudan a reducir tu huella de carbono al ayudarte a tirar menos basura, ahorrar dinero y ser un consumidor más responsable. Lo mejor de todo es que es muy fácil de seguir ya que solo tiene tres pasos: reducir, reutilizar y reciclar.

Reducir

Cuando decimos reducir decimos que debemos minimizar o simplificar el consumo directo de producto, es decir, todo lo que se compra y se consume, ya que este tiene una relación directa con el desecho, al mismo tiempo que lo tenemos en el bolsillo. Por ejemplo, en lugar de comprar 6 botellas pequeñas de bebida, compra una o dos botellas grandes, el mismo producto pero menos empaque, y no te preocupes.

Reutilizar

Cuando decimos reutilizar, nos referimos a poder reutilizar las cosas y sacarles el mayor provecho posible antes de que deban desecharse, ya que al reducir la cantidad de desechos. Esta tarea suele ser la que más atención recibe y es una de las más importantes, que además ayuda mucho a la economía doméstica.

Reciclar

La tarea final es el reciclaje, que consiste en someter los materiales a un proceso donde puedan ser reutilizados, reduciendo significativamente el uso de nuevos materiales y reduciendo así más residuos en el futuro.

La sociedad en el mundo siempre ha producido basura, pero ahora es una sociedad de consumo, y la cantidad de basura ha aumentado dramáticamente. Además, su mayor toxicidad se convierte en un problema muy grave. Estamos inmersos en una cultura de usar y tirar, donde la basura diaria es un recurso que rápidamente echamos de menos.

Ciudadanía y reciclaje

papelera de reciclaje

Cada ciudadano produce una media de 1 kg de basura diaria, que da 365 kg al año. Estos desechos domésticos terminan en vertederos, cañones, calles y, a veces, en incineradores. Una parte importante de estos residuos, el 60% en volumen, consiste en envases y embalajes, principalmente destinados a un solo uso, a menudo fabricados con materias primas no renovables, o incluso si son renovables, están siendo procesados ​​a un ritmo determinado. De aprovechamiento es superior a su regeneración (como la madera utilizada para hacer celulosa), y una vez usados ​​son muy difíciles de reciclar.

A esto hay que sumarle que en el hogar también hay residuos de pinturas, disolventes, pesticidas, productos de limpieza. Todos estos residuos pueden llevarse al vertedero, pero ocupan mucho terreno y contaminan el suelo y las masas de agua. Quemarlo tampoco es una solución, ya que emite contaminantes del aire y produce cenizas y escorias altamente tóxicas. Todo se reduce a poner en práctica el mantra de las tres R del reciclaje, en orden de importancia, a saber, Reducir, Reutilizar y Reciclar.

Consejos para usar las tres R del reciclaje

las tres r del reciclaje

  • Reducir la cantidad de recursos que utilizamos a través de otros hábitos y/o técnicas, por ejemplo, no pedir bolsas en el supermercado innecesariamente, reducir el uso de papel, etc.
  • La mayoría de los materiales que utilizamos a diario se pueden reutilizar de alguna forma: papel impreso a doble cara, madera reutilizada de palets, libros donados, equipos electrónicos, etc.
  • Si las otras dos R no funcionan o fallan, debe ser el último recurso y el reciclaje es inevitable. El reciclaje es una forma de utilizar materiales, sin embargo, debe recordarse que la energía se desperdicia cuando se recicla y se contamina cuando se reprocesa. La mayoría de los materiales que utilizamos se pueden reciclar y utilizar en otras aplicaciones; materiales como el vidrio, por ejemplo, se pueden reciclar 40 veces. Es nuestro compromiso reciclar lo máximo posible y reducir la generación de residuos.

¿Cómo reducir?

  • Implementar la firma verde promovida a nombre de empresa socialmente responsable en el correo.
  • Utilizar papel reciclado certificado.
  • Imprimir estrictamente lo necesario, no imprimas solo para leer unas líneas, y cuando se trata de autorización, se puede hacer por correo.
  • Revisa la ortografía y establezca los márgenes correctamente antes de imprimir. El 35% de las impresiones son innecesarias debido a errores de configuración.
  • Reúne documentos para imprimirlos al instante. El 20% de las impresiones son las que se envían a imprimir sin ser recogidas.
  • Utilizar carpetas electrónicas para difundir información. Es más fácil de difundir y todos pueden usarlo. En los casos en que el personal no tenga ordenadores, es posible imprimir un juego para un número determinado de personas.
  • Utiliza una marca de tóner impress; cuando se termine el tóner, llama al proveedor de la marca para que lo recoja y lo reutilice.

¿Cómo reutilizar?

  • Cuando utilices cajas, busque formas de reutilizarlas para futuras entregas o almacenamiento de archivos.
  • No abuses de ellos para que puedan ser reutilizados.
  • Cuando termines de usar una caja, déjala en el área de almacenamiento y solicítela en la misma área si es necesario.
  • Evita utilizar grapas en sobres y papel, además de favorecer la reutilización del papel, también facilitará la reutilización de los mismos clips.
  • Etiqueta los sobres con moderación para que puedan reutilizarse en el correo.
  • Cuando imprimas/utilices hojas de una cara, deja el papel en el área de la impresora marcada como «Reutilizar papel».
  • El papel que será reutilizado debe tener información que ya haya sido tachada.
  • Para aquellos papeles que se han utilizado en ambos lados, déjalos en el área de la impresora para «papel de impresión a doble cara».
  • No coloques papel en ninguna bandeja con clips o grapas.
  • Cualquier producto hecho de papel, como periódicos, revistas, páginas amarillas, libros, etc., debe dejarse en el área de impresión marcada como «Otros productos de papel».

¿Cómo reciclar?

Todo papel o cartón que no se pueda reutilizar debe ser reciclado. Cuando el papel se acumula en el área de impresión, debe almacenarse lejos del agua o la humedad, lo mismo sucede con el cartón.

Es responsabilidad de cada sucursal encontrar un proveedor autorizado para la correcta disposición de papel y cartón, trabajarán con él para determinar cada vez que venga a recoger lo acumulado.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre las tres R del reciclaje y sus características.


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.