¿Seríamos capaces de detener a los huracanes y almacenar su energía?

A lo largo de la historia se ha intentado predecir el tiempo que va a hacer para estar prevenidos. Los fenómenos naturales de rango extraordinario como son las erupciones volcánicas, los tifones, inundaciones, terremotos, tsunami, etc. Siempre se han intentado prevenir para reducir los impactos y los daños que se puedan causar. Nos hemos empeñado en intentar controlar o saber lo que es incontrolable o impredecible. Sin embargo, no nos hemos parado a pensar que es mejor aprovechar las manifestaciones que tiene la naturaleza y sacarle ventaja.

Estamos hablando de que todos los fenómenos naturales extraordinarios que he mencionado liberan grandes cantidades de energía. Por ejemplo, en las tormentas tropicales y en los huracanes, el viento transporta grandes volúmenes de energía que se podrían aprovechar para generar energía eólica. ¿Cómo aprovecha el ser humano los fenómenos de la Tierra?

Energía liberada por el viento

los huracanes generan gran cantidad de energía

En los huracanes y tormentas tropicales las rachas de viento llegan a alcanzar velocidades de 257 km/h y llegan a caer más de 9 billones de litros de lluvia. Con estas cantidades de agua y viento se genera más energía que todas las armas atómicas del mundo. Es por eso, que los científicos intentan hallar la forma de poder aprovechar o capturar toda esa energía y almacenarla. Para ello deben de encontrar algún material que permita crear una instalación lo suficientemente resistente como para almacenar toda la potencia generada y a la vez resistir los fenómenos sin ser destruidos.

Gracias a la energía eólica somos capaces de aprovechar la fuerza del viento para generar electricidad. Sin embargo, el desarrollo de los aerogeneradores siempre ha ido enfocado a vientos moderados. Es decir, un aerogenerador puede funcionar correctamente con vientos de unos 90km/h máximo. A partir de esa velocidad, la fuerza del viento puede acarrear graves daños a las instalaciones, por lo que no es rentable con vientos demasiado fuertes. Normalmente las palas de los aerogeneradores están diseñadas para vientos moderados.

La razón por la que no se ha priorizado la construcción e innovación de aerogeneradores capaces de soportar viento huracanados porque se trata de un aprovechamiento muy puntual y unos costes de producción demasiado altos. Sin embargo, el desarrollo de aerogeneradores que son capaces de superar los 90 km/h va mejorando. Ya son varias las turbinas que se han desarrollado que son capaces de soportar velocidades de hasta 144 km/h.

¿Se puede minimizar los daños producidos por el huracán?

Se intenta frenar los efecto del huracan con aerogeneradores

Una de las cosas que se intenta buscar es poder absorber la energía que genera un huracán y a la vez minimizar los impactos y daños que pueda provocar. Actualmente la ciencia es capaz de predecir el momento y el lugar donde se va a formar un huracán. Por lo tanto, el siguiente paso que necesitan es conocer materiales que formen estructuras capaces de soportar los vientos y también poder retener su energía.

Para poder conseguir esto, investigadores de la Universidad de Stanford (California, EEUU), entre otros, han realizado estudios y simulaciones en esta área, con resultados sorprendentes. Han realizado simulaciones de cómo podría funcionar un parque eólico que fuera capaz de retener energía de huracanes y soportarlo sin destruirse. Han llegado a la idea de que si instalasen aerogeneradores especiales con palas de unos 120 metros de diámetro y estuvieran colocados a 100 metros sobre el mar, serían capaces de acortar la fuerza del viento del huracán a la mitad, absorbiendo la fuerza de las tormentas, reduciendo la velocidad del viento y disminuyendo la mitad de las olas. Es decir, un parque eólico de esta envergadura sería capaz de interrumpir un huracán ya que rompería el ciclo de retroalimentación que hace que el huracán sea cada vez más fuerte.

Estos proyectos e ideas son demasiado fantásticos dado que interrumpir a un huracán sería toda una hazaña en la naturaleza, sin embargo, no es un plan que sea viable. Para poder detener la increíble fuerza de un huracán sería necesario instalar miles de turbinas. Esto hace que el proyecto sea inabordable desde el punto de vista económico, puesto que sería imposible. Es posible que para que esto sea viable, en un futuro se replantee la forma de la instalaciones, haciendo aerogeneradores más grandes para poder disminuir el número de generadores.

Ahorra en tu factura de la luz
¿Quieres ahorrar en tu factura de la luz? Consigue un descuento de 30€ GRATIS usando el código HOLA30.
Ahorra con energía 100% verde

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *