Purgar radiadores

radiador en casa

Seguramente llegue el momento en que tus radiadores no calienten bien al igual que lo hacían al principio. Esto puede ocurrir puesto que se suele acumular aire dentro de todo el sistema de calefacción y comienza a entorpecer la circulación de agua que es la encargada de calentar los radiadores. Para solucionar este problema hay que aprender a purgar los radiadores. Esto es evitar que el radiador emita calor de forma heterogénea. Se suele recomendar antes de cada temporada de frío purgar radiadores para evitar este problema.

Por ello, vamos a dedicar este artículo a contarte cómo purgar radiadores y cuáles la importancia que tiene.

Importancia de purgar radiadores

purgar radiadores

Como hemos mencionado al principio del artículo, es posible que los radiadores comiencen a acumular aire y entorpece la circulación del agua que calienta los radiadores. Esto provoca que no emita calor de forma homogénea, por lo que es recomendable comenzar a purgar radiadores. Hacer esto consiste principalmente en eliminar el aire que es obra de todo el circuito del radiador. De esta forma, consigue mejorar el rendimiento energético de instalación de calefacción y mejorar consumo eléctrico.

El rendimiento energético se ve incrementado en la instalación de calefacción y reducción de los ruidos extraños. Es común que cuando hay aire acumulado de los sistemas de calefacción se de escuchen ruidos extraños al encender la calefacción. Estos ruidos se suelen escuchar como gorgoteos que son provocados por las burbujas de aire acumuladas en todo el sistema de calefacción. Este es el síntoma que nos señala que es necesario purgar los radiadores antes de que se inicie la temporada de calefacción.

Cuando el radiador comienza a no calentar bien, el termostato no salta pero la cantera sigue funcionando. Esto ocurre porque no consigue llegar a la temperatura programada. Esto hace que la caldera trabaje el doble y provoque un gasto energético mayor puesto que el sistema de calefacción no está funcionando de forma eficiente. En estos casos, es importante asegurarnos de que nuestra instalación de calefacción funciona de forma correcta. El sistema de calefacción eficiente evita derroches de energía ahorrando bastante en el consumo.

Cuándo y cómo se deben purgar radiadores

giro de valvula

Los mejores meses para ventilar el radiador son septiembre y octubre, justo antes del inicio de la fuerte temporada de calefacción. Es muy conveniente que necesitemos calentarlo sin esperar a que baje la temperatura, porque si no lo hemos depurado antes, funcionará «con la mitad del gas», desperdiciando así energía y dinero. Vamos a ver cuáles son los pasos para aprender a purgar los radiadores. Es un proceso relativamente sencillo y tan sólo hay que seguir estos consejos:

  • Comprueba si necesitas purgar tus radiadores: para ello, hay que encender la calefacción y pasar la mano por la parte superior. Si esta parte está más fría que la inferior, significa que se encuentra aire que tiene que subir y que está obstruyendo el circuito.
  • Hay que comenzar por el radiador más cercano a la caldera. Todas las operaciones comienzan con este radiador más cercano la caldera puesto que hay que seguir el flujo natural del agua.
  • Coloca un recipiente bajo la llave de paso: lo mejor escoger un vaso de agua y colocarlo debajo de la llave. Es así como podemos evitar que el suelo se moje cuando comience a salir el agua.
  • La llave se gira con un destornillador: también se puede utilizar una moneda para abrir la llave de la válvula. Al principio del aire que sale una vez hemos abierto la llave es maloliente. De aquí también podemos ver algo de agua del chorro aún no va a ser uniforme.
  • Hay que cerrar la llave cuando en chorro es fluido: cuando el chorro de agua sale totalmente fluido y homogéneo debemos cerrar la llave, puesto que significará que el aire ya ha salido por lo que tan sólo hay que cerrar la llave de sentido inverso.
  • Hay que repetir la operación en todos los radiadores: recuerda que es importante seguir radiador por radiador del flujo de agua de forma natural. Si alguno de los radiadores está anulado, no es necesario realizar la operación.
  • Por último, es conveniente revisar la presión de la caldera. Debe encontrarse en valores de 1-1.5 bares ya que tras el purgado suele bajar el nivel de presión. Es importante que el nivel de presión se encuentren estos niveles.

Si no quieres realizar todas estas operaciones tú solo o por su cuenta, puedes llamar a un profesional que se ponga manos a la obra y se pueda ocupar también de purgar todo sistema de radiadores y dejarlo a punto para la temporada de alta calefacción.

Válvulas automáticas y equilibrado hidráulico

como purgar radiadores

Los sistemas de calefacción modernos pueden tener una válvula automática con un sistema de escape automático. Este tipo de válvula descarga el aire automáticamente, por lo que no es necesario purgarlo manualmente. Si aun con este tipo de válvulas, has notado que el radiador no calienta bien, por razones de seguridad, lo mejor es consultar a un profesional para que revise el sistema.

Cuando el radiador no se calienta al 100%, significa que el sistema de calefacción no puede funcionar de manera eficaz, lo que provoca un desperdicio de energía innecesario. Un sistema de calefacción eficiente puede evitar el desperdicio de energía y, por lo tanto, ahorrar energía. Además de depurar los radiadores, se pueden tomar otras medidas para conseguir el mejor funcionamiento de estos radiadores.

Cuando hablamos de instalaciones de calefacción central, existe un programa que se puede ejecutar fácilmente para asegurar que todos los radiadores obtengan el agua necesaria para su funcionamiento, a esto se le llama equilibrado hidráulico. Este es un proceso que debe ser realizado por instaladores técnicos calificados, de lo contrario pueden ocurrir varios problemas durante el proceso de instalación.

Hay varios beneficios del equilibrio hidráulico:

  • Por un lado, permite un caudal de agua suficiente para llegar a todos los radiadores.
  • Consigue que las válvulas termostáticas puedan regular la temperatura
  • Finalmente, el correcto equilibrio hidráulico puede evitar ruidos molestos durante la instalación.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre cómo y cuándo purgar radiadores.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.