Electrolineras

electrolineras y vehiculos

La tecnología va evolucionando y la llegada del coche eléctrico hacia nuestras carreteras es toda una hazaña. Para poder gestionar la existencia de estos vehículos con nueva tecnología también debemos progresar en las infraestructuras para ello. Las electrolineras son puntos de recarga donde podemos cargar la batería de nuestros vehículos eléctricos.

En este artículo vamos a contarte qué son las electrolineras, cuál es su funcionamiento y cuál es su importancia.

Características principales

electrolineras

Vamos a poner el caso de una gasolinera normal de toda la vida. Simplemente debemos cambiar los surtidores de combustible por puntos de recarga eléctrica. Esto es una electrolinera. No es más que una estación de servicio que está alimentado por energía eólica y se encarga de suministrar la carga necesaria a un vehículo eléctrico para poder continuar con su marcha.

Al igual que ocurre con las gasolineras, se pueden encontrar en la autovía y otras zonas con un elevado tránsito de vehículos para el repostaje. Sólo las motos y coches eléctricos solas que pueden hacer uso de las electrolineras. Y es que estos son los vehículos que necesitan de energía eléctrica a modo de combustible.

Tipos de recargas en las electrolineras

recarga electrica

Como es de esperar, al igual que existen diferentes tipos de combustibles que introducimos en los vehículos convencionales, también existen diferentes tipos de recarga en las electrolineras. No siempre se necesita el mismo tipo de carga dependiendo de la demanda. Vamos a ver cuáles son las diferentes recargas existen en las electrolineras:

  • Carga rápida: se conoce como el modo 4 de recarga. Es un tipo de recarga que permite cargar de 70% de la batería en menos de media hora. Esto se hace gracias a que pueda alcanzar los 50kWh. Para ello, se emplean un conector CHAdeMO o CSS según el tipo de vehículo eléctrico, y la recarga se realiza en corriente continua.
  • Carga semirápida: los puntos de carga semirápida son un complemento de CHAdeMO velada electrolineras. A diferencia del método anterior, se realiza con corriente alterna. Se le conoce como el modo 3 de recarga.

La idea detrás de infraestructuras es que el vehículo eléctrico se pueda recargar lo más rápido posible para no crear una larga lista de espera de coches eléctricos. Aun en la actualidad no existen demasiados vehículos eléctricos en circulación, pero la cantidad va aumentando por momentos. No es lo mismo que un coche de gasolina que en varios minutos puede rellenar el depósito al 100%. Estas la razón por la que en las electrolineras predominan los postes de carga rápida.

Diferencias entre las gasolineras y electrolineras

puntos de recarga

La principal diferencia que existe entre estas dos puentes de recarga para los coches este tipo de suministro. Hay que saber que las gasolineras proporcionan diesel o gasolina, mientras que las electrolineras promocionan energía eléctrica. Sin duda alguna, las electrolineras son un espacio que fomentan el respeto con el medioambiente, puesto que la electricidad procede de la energía eólica. La energía eólica es un tipo de energía renovable de funcionan gracias a la acción del viento.

Además, en la electrolinera no encontramos ni diesel y gasolina, por lo que este tipo de vehículos no se pueden acercar aquí para demostrar. Los coches que pueden entrar en la electrolinera son costes 100% eléctricos o híbridos enchufables. Estos cultivos vehículos cuentan con una determinada autonomía en modo eléctrico.

En ambas estaciones de servicio del usuario paga por lo que consume. En el caso de las electrolineras, la energía consumida de es la electricidad que sirve para recargar el vehículo eléctrico hay que tener en cuenta que el precio de cargar en una electrolinera será muchísimo menor. Y es que la cantidad energía de requiere un coche eléctrico para llenarse al máximo es más barato de producir con energía eólica de combustibles fósiles convencionales.

Gasolineras eléctricas

Una alternativa a las electrolineras son las gasolineras eléctricas. Es necesario resaltar que estas infraestructuras aún no están presentes como debería para fomentar el uso de los vehículos eléctricos. Los usuarios estos vehículos deben emplear más tiempo buscar un lugar para cargar sus baterías que sí lo hiciese otro usuario que dispone de un vehículo de gasolina. Por ello, más allá de las electrolineras, en nuestro país existe una red de puntos de recarga de uso público. Por ejemplo, encontramos en numerosos ayuntamientos algunos puntos de recarga en la vía pública para fomentar el paso del vehículo convencional al vehículo eléctrico.

Además, se está creando una red de recarga en establecimientos privados. Existen plataforma gratuitas para poder localizar los puntos de recarga públicos. En estas redes se pueden encontrar numerosos hoteles, centros comerciales y restaurantes que han instalado cargadores te ofrecen un valor añadido a sus clientes. No obstante, la mayoría de ellos se encuentran en gasolineras que tienen carga eléctrica. Aunque la carga es más lenta, se pueden encontrar estos puntos en los establecimientos de forma más sencilla.

Precio

Vamos hablar ahora del precio que se necesita pagar para poder recargar un coche eléctrico en las electrolineras. El precio del kWh suele oscilar entre los 0.2 y 0.55€, aunque es importante saber que el importe variable y depende de ciertas circunstancias como son los siguientes puntos:

  • La velocidad hará que se quiere realizar la carga. Mientras más rápido, más caro.
  • Variaciones del coste de la luz. Esta incluye la hora a la que se efectúa la carga.

No obstante, hay que tener en cuenta que el precio de las electrolineras es mucho más barato o que el de la gasolineras convencionales. Siempre se aconseja a todos los usuarios de coches eléctricos recargar su vehículo en su garaje o en los puntos semirápidos de las estaciones de recarga. Tan sólo es recomendable hacer uso de las cargas rápidas en momentos puntuales para abaratar los costes.

La recarga en su propio domicilio se realiza mediante un cargador de modo 3 en instalaciones tanto monofásicas como trifásicas hasta 32 Amperios. Este punto de recarga o wallbox está destinado de forma totalmente exclusiva a la recarga de vehículos eléctricos, contando con todos los sistemas de protección para garantizar la máxima seguridad.

Espero que con esta información puedan conocer más sobre las electrolineras y su funcionamiento.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

bool(true)