El mar mediterráneo acumula grandes cantidades de residuos

basura

Los vertidos de basura (sobre todo de plásticos) al mar y océanos es un grave problema ambiental del que no se tiene mucha conciencia ni se realizan muchos actos. Diversos estudios analizan las toneladas de residuos al año que se vierten en los mares y océanos, y se calculan los daños que éstos provocan en la flora y fauna marina.

El mar Mediterráneo no se escapa ante la acumulación de grandes fragmentos de basura en sus aguas. ¿Qué ocurre con todos estos residuos?

La basura del mar Mediterráneo

En el mar Mediterráneo se encuentran unos 62 millones de grandes fragmentos de residuos en sus aguas. Desde bolsas de basura, hasta materiales de construcción, plásticos, envases, etc. Esto representa una gran amenaza para los ecosistemas marinos y para el ser humano, ya que las cantidades de metales pesados se pueden pasar a través de la cadena alimenticia.

La organización Ecologistas en Acción ha realizado un estudio sobre las basuras marinas, los plásticos y los microplásticos que degradan y afectan negativamente a los ecosistemas marinos. Este estudio resume un conocimiento aportado por unas 300 publicaciones científicas internacionales.

En el estudio se reflejan datos tan increíbles como que cada año entran al océano entre 6,4 y 8 millones de toneladas nuevas de basuras. Entre la composición de todos estos residuos vertidos al mar nos encontramos con que el 80% son plásticos. Entre los plásticos nos encontramos con microplásticos que, debido a su menor tamaño, son capaces de viajar grandes distancias y expandirse por más zonas. Los ecologistas advierten en el estudio resumen que existen más de 690 especies de flora y fauna que han interactuado con las basuras marinas plásticas. Esto provoca a que los restos se incorporen en la cadena trófica y llegue hasta el ser humano en la alimentación de pescados.

La mayoría de la procedencia de los residuos viene de tierra

El informe señala que de toda la basura que entra nueva al mar cada año, el 80% de ella proviene desde tierra. Normalmente, desde las zonas con alta densidad de población y presencia de algún tipo de industria o vertederos. Al principio de comenzar estos estudios, se detectaron algunos bloques de residuos marinos principalmente en la costa. Sin embargo, con el paso de los años, se han registrado grandes islas de basura flotante en mar abierto y en los fondos oceánicos.

basura marina

Esta cantidad de basura encontrada ya es más preocupante para los ecosistemas y el ser humano. Los microplásticos son partículas de menor de cinco milímetros de tamaño. Ecologistas en Acción alerta de la elevada presencia de estos microplásticos provenientes de los productos de cosmética. Éstos sortean los sistemas de saneamiento hasta desembocar en mares y océanos y se acumulan en la cadena alimenticia.

También, muchos de estos microplásticos proceden de la fragmentación de tejidos sintéticos sintéticos (en un sólo lavado pueden generar más de 1.900 fibras de microplásticos) o de la degradación de las bolsas de plástico en partículas microscópicas.

La contaminación es una gran amenaza

Siempre se habla de que el primer problema ambiental a nivel global es el cambio climático. Su repercusión en el planeta es muy grave. Sin embargo, el problema de la contaminación se le suma al cambio climático y se convierte en una de las mayores amenazas globales de este siglo para los océanos.

basura marina

Asimismo destaca que en algunos casos los organismos marinos no sufren una muerte directa derivada de los enmallamientos en redes de plástico, pero sí resultan gravemente afectados por las heridas o los impedimentos generados por el atrapamiento.

Además, los ecologistas señalan que se han documentado casos de ingestión de macroplásticos en un amplio número de organismos, incluyendo especies de peces de valor comercial como el arenque y la caballa, los atunes del Mediterráneo y el bacalao del Atlántico, en los que la confusión de la basura con alimentos puede causar la muerte directa, a través de la obstrucción del estómago, o afectar a sus organismos a largo plazo.

 

Ahorra en tu factura de la luz
¿Quieres ahorrar en tu factura de la luz? Consigue un descuento de 30€ GRATIS usando el código HOLA30.
Ahorra con energía 100% verde

2 comentarios

  1.   Josep Ribes dijo

    Se podrían utilizar las redes de pesca prohibidas para recoger los materiales inertes, y respetar a los peces.

  2.   Josep Ribes dijo

    En las desembocaduras de todos los barrancos y riachuelos deberían existir unas represas para recoger todos los restos cuando haya avenidas y los ayuntamientos serian los encargados de recogerlos, de forma que sirvieran también para favorecer la infiltración de las aguas y evitar la intrusión marina.En cada municipio que se hallare aguas arriba de ese cauce deberían existir represas para facilitar la infiltración de las aguas, frenándolas y recoger todos los trastos tirados a los cauces y al mismo tiempo facilitar a las empresas que fabrican cemento, gravas y arenas, la recogida de dichos materiales provocando la limpieza de cauces suficiente para el control de dichas aguas con un coste mínimo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *