Un tiempo difícil obliga al Solar Impulse 2 a aterrizar en Japón

Solar Impulse 2

El avión solar Solar Impulse 2 se posó en la noche del lunes 1 al martes 2 de junio en Nagoya, en el centro de Japón, para una escala imprevista por culpa del mal tiempo, que le forzó a interrumpir su vuelo hacia Hawai. El aparato aterrizó un poco antes de la medianoche, hora local, tras haber estado esperando horas por encima del archipiélago.

El avión despegó de Nankin, en China, en la noche del sábado 30 al domingo 31 de mayo y puso rumbo hacia Hawai, para la más peligrosa de las etapas de su vuelta al mundo, la travesía del Pacífico. El despegue del aparato, propulsado por sólo energía solar, fue pospuesto en varias ocasiones por razón del mal tiempo.

Jamás el Solar Impulse 2 había volado por encima de un océano ni permaneció en el aire más de 24 horas. El piloto suizo André Borschberg, de 62 años, tendrá que estar seis días y seis noche solo a los mandos para recorrer 8 500 kilómetros.

El Solar Impulse 2, cuyas alas están cubiertas con más de 17 000 células fotovoltaicas, partió el 9 de marzo de Abou Dhabi (Emiratos árabes unidos) para dar la vuelta al mundo, destinado a promover el uso de energías renovables, y en particular la energía solar.

Después hizo escala en el sultanado de Omán, en la India, en Birmania y luego en China, pilotado alternativamente por Andre Borschberg y su compañero en este proyecto, el explorador suizo Bertrand Piccard. En total, el aparato debe recorrer 35 000 km, sobrevolando los océanos.

Te puede interesar

Escribe un comentario