Un grupo de investigadores proyectan energía solar térmica a través del pavimento (2ª parte)

Otro enfoque practico para la recolección de energía solar del pavimento, es el agua que se  llena en las tuberías que se encuentran bajo del asfalto, y permite que el sol caliente esta agua. El agua caliente podría ser conducida por debajo de los tableros de puentes para derretir el hielo acumulado en la superficie, y así reducir la necesidad de sal en el camino para derretirla. El agua también podría ser conducida por las tuberías de los edificios cercanos y así satisfacer las necesidades de calefacción y agua caliente muy similar a las bombas de calor geotérmicas. Incluso podría convertirse en vapor para mover la turbina en una pequeña planta, como las tradicionales.

El estudiante y cooperador del proyecto, Andrew Correa, ha construido un prototipo de este sistema en el laboratorio de la Universidad, con el fin de evaluar su eficacia, y gracias a la financiación del Instituto Coreano de Tecnología de la Construcción. Al probar diferentes mezclas de asfalto y los diferentes sistemas de tuberías, se espera demostrar que la tecnología puede funcionar en un entorno real. Correa afirmó que “una de las propiedades del asfalto es que retiene el calor muy bien, por lo que incluso después de que el sol se pone, el asfalto y el agua de las tuberías se mantendrían calientes. Mis pruebas demostraron que durante algunas circunstancias, el agua llega a estar más caliente que el asfalto”.

La tercera alternativa podría ser el uso de un efecto termo-eléctrico, para poder generar una pequeña cantidad, pero útil, de electricidad. Cuando dos tipos de semiconductores se conectan para formar un circuito que une un punto caliente, de un punto frio, hay una pequeña cantidad de electricidad generada en el circuito. El profesor de Química, Sze Yang, de la misma universidad, cree que los materiales termoeléctricos podrían ser incorporados en el camino a diferentes profundidades, (o algunos de ellos podrían estar en zonas soleadas y otros en la sombra), y habría  diferencia de temperatura entre los materiales que generan una corriente eléctrica. Con muchos de estos sistemas en paralelo, habría suficiente electricidad que podría ser generada para descongelar carreteras o usarse para otros fines.  En lugar de los conductores tradicionales, se propone utilizar una familia de polímeros orgánicos semiconductores, desarrollada en su laboratorio, y que serían fabricados con bajo coste, como la minas de plástico o pintadas en una hoja de plástico flexible.

Yang afirmó que sería una idea un poco futurista, pero que con investigaciones suficientes, se podría incrementar en el campo. Lee prevé que muchas empresas de estacionamiento podrían ser los primeros usuarios de esta tecnología, antes de sean prácticas y económicas para el uso vial. Hace mas de cien años que utilizamos el asfalto actual, y ya va siendo hora para un cambio.

Via: University of Rhode Island

Te puede interesar

Escribe un comentario