Rechazada una nueva patata OGM

 Patata

El Tribunal de la Unión Europea ha anulado la decisión de la Comisión Europea de autorizar la puesta en el mercado de la patata genéticamente modificada Amflora, desarrollada por el grupo alemán BASF. “La Comisión ha violado las reglas de procedimiento de los regímenes de autorización de los OGM de la Unión”, indica el Tribunal.

BASF ha batallado durante diez años para obtener la autorización para comercializar en la Unión Europea Amflora, una patata genéticamente modificada, elaborada para tres usos: industrial (almidón para la pasta de papel y abono); alimentación animal (la pulpa), y presencia de residuos hasta de un 0,9% en los productos para la alimentación humana. Amflora ha sido todo un fracaso comercial.

El Tribunal Europeo ha tomado esta decisión ante la incapacidad de los Estados miembros de entenderse para rechazar las demandas introducidas por BASF. Pero el ejecutivo de Bruselas ha cometido un error al no respetar los procedimientos, explica el Tribunal, que reprocha a la Comisión haber omitido la consulta a los Estados, como ya hizo en 2005, tras haber recibido el visto bueno de la EFSA en 2009.

Más información – Una soja OGM sana, la nueva idea de Monsanto y DuPont

Te puede interesar

Escribe un comentario