Preocupación por las filtraciones de metano en el Pacífico

Fondo oceano

Los clatratos presentes a lo largo de los océanos, incluyendo el Ártico, son una fuente importante de energía. Pero estos hidratos de metano sólido también son una amenaza para el clima de la Tierra. Un equipo de oceanógrafos supervisa los depósitos de la costa del estado de Washington, puesto que se desprenden filtraciones importantes de gas metano.

Los suelos y sedimentos en los océanos generan CO2 y metano. Es vital saber cómo estas fuentes se comportan en respuesta al calentamiento climático. Podrían empeorar significativamente si los gases de efecto invernadero fueran liberados en grandes cantidades en la atmósfera. La fuente más fascinante, probablemente la más preocupante, se compone de hidratos de metano atrapadas en forma de hielo en los sedimentos del fondo del océano. El agua más caliente causa filtraciones de metano, algunos son muy conocidas fuera de California o en el Ártico.

Los oceanógrafos de la Universidad de Washington han estudiado las que se producen en la costa oeste de los Estados Unidos y han publicado sus hallazgos en un artículo en la revista Geophysical Research Letters.

El Noroeste del Pacífico contiene particularmente grandes depósitos de hidratos de metano o clatratos. Esto no sorprende, ya que esta región del océano es el lugar de una alta actividad biológica y geológica. Los investigadores han descubierto que la temperatura del agua a una profundidad de 500 m es cada vez mayor. Es preocupante porque es la profundidad en la que los hidratos de metano empiezan a pasar del estado sólido al gaseoso.

Te puede interesar

Escribe un comentario