Obama llama a la acción para salvar a los elefantes de su extinción

Elefante

La administración estadounidense ha puesto los recursos para la búsqueda y persecución de los cazadores furtivos, y ha llegado a un acuerdo con China para poner restricciones mutuas para la importación de marfil.

Barack Obama ha dicho que se necesita una acción urgente para salvar a los elefantes de su extinción en su propio hábitat. A lo que ha añadido que si se fallara en ello sería una “imperdonable pérdida para la humanidad y el mundo natural”.

El presidente ha dicho que Estados Unidos ha realizado unos progresos sin precedentes en proteger la vida animal en su propio entorno y que ha ayudado a combatir la cada furtiva que está diezmando las cifras de elefantes en África, pero dice que incluso así, podrían ser extinguidos.

No hay preguntas: necesitamos tomar acciones urgentes para salvar uno de las especies más majestuosas del planeta y encargarnos de erradicar esos grupos de insurgencia y redes criminales que comercian con el marfil y otros fuentes de recursos que proveen sus actividades“, declaró el presidente Obama en una entrevista con Humane Society en el Día Mundial de la Vida Silvestre.

Unos datos lanzados este jueves pasado muestran que son más los elefantes africanos los que son matados por el marfil que aquellos que nacen. Cerca del 60 por ciento de las muertes de elefantes están en manos de los cazadores furtivos, lo que significa que la población está a punto de caer en desgracia. Un elefante es matado por cazadores furvivos en China y Asia cada veinte minutos. Ya hemos hablado en muchas ocasiones de la caza furtiva de elefantes.

Obama también dijo que estaba orgulloso que bajo su mandato se ha logrado la protección de vida salvaje en lo que se incluye medidas contra la pesca ilegal, la protección de chimpancés y un plan para salvar los urogallos.

En esos esfuerzos dichos se han llegado a entrenar a más de 2.000 oficiales en 40 países para proteger a la vida salvaje de los cazadores furtivos.

Te puede interesar

Escribe un comentario