Nueva fuga de agua contaminada en Fukushima

 Central nuclear

Tepco, el operador de la central de Fukushima, en Japón, anunció el pasado 20 de febrero, haber detectado una nueva fuga de agua contaminada en la parte superior de uno de los muchos depósitos.

Según la compañía, cerca de 100 m3 se han salido de la cisterna. “No hay ningún foso a proximidad de este depósito que está alejado del océano Pacífico, y por lo tanto es poco probable que el agua llegue al mar“, ha asegurado el portavoz. La distancia entre el depósito y la costa es de unos 700 metros.

Este agua, desprendida de cesio radioactivo, sigue estando contaminada en radionucleidos emitiendo rayos beta. “La fuga ha sido detenida y estamos recuperando el agua que se ha vertido, así como la tierra contaminada“.

Problemas más o menos graves se ven prácticamente todos los días en la central de Fukushima Daiichi, destruida por el tusnami el 11 de marzo de 2011. El accidente conllevó una situación inédita en cuatro reactores muy dañados, con una emisión de grandes cantidades de elementos radioactivos en el aire, la tierra y las aguas de la región.

El problema del agua contaminada es uno de los más espinosos que ha tenido que solucionar la compañía desde hace tres años. Más de 350.000 m3 están almacenados en depósitos montados in situ y decenas de miles más han invadido los subsuelos de los edificios y capas subterráneas.

Te puede interesar


Escribe un comentario