Nueva Delhi, balance incierto en las medidas para combatir la contaminación

Nueva Delhi

Del 1 al 15 de enero, Nueva Delhi experimentaba por primera vez la circulación alterna con el fin de combatir la contaminación atmosférica que alcanzó niveles récords este invierno, al menos 10 veces superiores a los techos recomendados por la Organización Mundial de la Salud. “Si se juzga por la reducción del tráfico, esta medida ha sido más bien eficaz”, dice prudentemente uno de los voluntarios para controlar la normativa.

De los tres millones de coches en circulación, aproximadamente un millón estaba sometido a esta restricción. Estaban sin embargo autorizados a circular en días pares y días impares las mujeres, los conductores de motocicleta, y de vehículos de tres ruedas. La bajada del tráfico es bastante difícil de comprobar. El centro de estudios encargado de este seguimiento, considera por ejemplo, según sus propios cálculos, que el número de vehículos fue bastante estable, debido al aumento del número de autobuses y de aparatos de dos ruedas y de 3 ruedas sobre la carretera.

En cuanto a la contaminación, el balance es bastante incierto. Los expertos ofrecen opiniones divergentes. Las autoridades de Nueva Delhi anunciaron que la contaminación del aire provocada por la circulación habría bajado en un 50%. Pero esto es difícil de medir sobre el impacto con relación a la bajada del tráfico de vehículos en la contaminación atmosférica, puesto que muchos factores, como el nivel de temperatura y la velocidad del viento, son enormes. La contaminación atmosférica en su conjunto ha aumentado ligeramente durante la primera semana antes de volver a bajar.

Esta medida, que se benefició de una campaña de comunicación poniendo el acento en los violadores del aire público, habría hecho tomar conciencia del peligro de la contaminación. El tema fue entonces minimizado, e incluso ignorado. Los habitantes con mayores posibilidades pudieron descubrir la posibilidad de compartir vehículo, el reciente metro aéreo que no conoce atascos, y para los más aventureros, ir a pie por las aceras de las calles. La fórmula de circulación alterna has seducido tanto a los estudiantes de la Universidad de Saint Stephens en Nueva Delhi, que estos últimos quieren extender su uso a teléfonos que según ellos dañan la vida intelectual y la salud.

Los pocos recursos judiciales que pedían la anulación de la circulación alterna fueron directamente eliminados por la Corte Suprema el pasado jueves 14 de enero. Los jueces tuvieron que utilizar un argumento de orden mayor, la gente se muere por culpa de la contaminación y ustedes contestan esta medida por una razón de publicidad. La contaminación provoca 30.000 muertes prematuras al año en Nueva Delhi, según el organismo independiente especializado en el medio ambiente.

Te puede interesar

Escribe un comentario