Neumáticos reciclados para producir baterías litio-ion

Ruedas

Un equipo de investigadores del Oak Ridge National Laboratory del departamento estadounidense de la Energía, ha puesto a punto una técnica que extraer negro de humo a partir de neumáticos usados, y se ha servido para fabricar el ánodo de una batería litio-ion. Esta técnica tendría la doble ventaja de reducir el coste de fabricación de este tipo de baterías creando una filial de reciclaje para los neumáticos usados.

Los neumáticos usados podrán servir para fabricar baterías litio-ion. El procedimiento no está todavía en su fase industrial pero su viabilidad ha sido demostrada por un equipo de investigadores del Oak Ridge National Laboratory del departamento estadounidense de la Energía. Este último ha desarrollado un procedimiento de tratamiento y de extracción que le permite obtener negro de humo a partir de neumáticos. La sustancia ha sido utilizada para reemplazar el grafito del ánodo de una batería litio-ion y un prototipo de batería a base de este negro de carbono ha sido probada en laboratorio con éxito.

Además ofrece una capacidad energética superior a la de una batería litio-ion a base de grafito. En su artículo científico (revista RSC Advances), el equipo del Oak Ridge National Laboratory explica que tras una centena de ciclos de carga, la capacidad era de 390 mAh por gramo de ánodo, “lo que supera las mejores propiedades de grafito comercial”, dicen ellos.

El procedimiento de tratamiento y de extracción del negro de carbono se desarrolla en varias etapas. La primera consiste en triturar las ruedas usadas. Luego son tratadas químicamente con el fin de obtener una mezcla de caucho rico en azufre que es filtrada y secada. Se obtiene así una especie de ladrillo de caucho muy denso que se calienta por pirólisis con el fin de extraer negro de carbono. “El uso de neumáticos usados para productos tales como el almacenamiento de energía es muy atractivo, no sólo desde un punto de vista de la recuperación del carbono, sino para controlar los peligros medioambientales provocados por los neumáticos usados”, estima el profesor Parans Paranthaman, uno de los investigadores que pilota este proyecto.

Te puede interesar

Escribe un comentario