Millones de abejas muertas en Carolina del sur al intentar pulverizar a los mosquitos Zika

Zika

El domingo pasado en la mañana, en Carolina del Sur, las abejas comenzaron a morir de forma masiva al intentar pulverizar a los mosquitos Zika. La muerte llego a los insectos cuando intentaron volar a sus colmenas.

Las abejas muertas sugieren que el trastorno de colapso de la colmena no fue el culpable, ya que las abejas obreras cayeron, pero dejaron a la reina viva y las jóvenes detrás. En vez de ello, las abejas muertas señalaron que el asesino fue menos misterioso, pero no menos devastador. El patrón llevó a un pesticida.

En una primera estimación, 46 colmenas cayeron ante el pesticida por el camino, lo que hace un total de 2.500 millones de abejas muertas aproximadamente. Yendo a través de la grana, una lugareña escribió en su Facebook que fue como visitar un cementerio.

Un científico de la Universidad de Clemson recogió algunos ejemplos del suelo de Flowertown el martes, para así investigar la causa de las muertes. Pero los apicultores dijeron que la razón era bastante clara. Sus abejas fueron envenenadas al usar el insecticida propio de Dorchester, usado en su guerra contra los mosquitos que llevan el Zika.

El domingo por la mañana, partes del condado de Dorchester fueron pulverizadas con Naled, un insecticida común que mata a los mosquitos. Estados Unidos comenzó a usar Naled en 1959, según el sitio web de la Agencia para la Protección del Entorno, que indica que el químico se disipa tan rápido que no es un peligro para el humano.

En partes de Carolina del Sur, los camiones provocando nubes de pesticida no es algo no usual, gracias al programa de control de mosquitos que incluye la destrucción de larvas. Dado la importancia de Zika y las docenas de casos de viajes en Carolina del Sur, el departamento de salud del estado ha reportado que nadie ha adquirido la enfermedad desde el picotazo de un mosquito en la región.

Te puede interesar

Escribe un comentario