Los riesgos de incendios en los bosques mediterráneos

 Incendio

Cerca de 8.000 hectáreas calcinadas entre el 26 de julio y el 3 de agosto en España, en la isla de Mallorca y en las provincias de Cáceres, Guadalajara, Zamora y Ávila. Más de 4.000 hectáreas calcinadas el 27 de julio en Grecia, en el archipiélago del Dodecanesio, y cerca de 2.000 hectáreas el mismo día en la región de Heraklion. Y 1.700 hectáreas calcinadas el 1 de agosto en Portugal, en la cuenca del Douro.

Cada verano el bosque mediterráneo paga un fuerte tributo al fuego. En los cinco países europeos más vulnerables (Portugal, España, Francia, Italia y Grecia), 500.000 hectáreas de media son calcinadas todos los años por el fuego.

Francia, que se ha beneficiado de abundantes precipitaciones primaverales, ha sido salvaguardada desde comienzos de año, con algo menos de 700 hectáreas quemadas por 424 incendios, de los cuales los dos tercios en la zona del Languedoc-Roussillon.

Pero la tregua sólo es provisional. En todo el territorio mediterráneo, los modelos científicos anuncian un riesgo de incendio creciente en los próximos decenios, bajo el efecto de un doble fenómeno.

Por una parte, el calentamiento climático, marcado por las sequías más intensas y cada vez más frecuentes. Por otro lado, la presión urbana, que se acompaña de un éxodo rural y el retraimiento de las tierra cultivables, que se dejan en barbecho, y que luego son arrasadas por el fuego.

Más información – Nueve años de cárcel para autores de incendios graves

Te puede interesar

Escribe un comentario