Los niveles de CO2 llegan a su mayor nivel en 15 millones de años

CO2

Un barco rompehielos de la Guardia Costera de Noruega recientemente viajó al Ártico. El barco no encontró hielo en su viaje, cuando de hecho se encontraba en pleno invierno a 1.200 km del Polo Norte.

Es cierto que los récords de niveles tan bajos de hielo en el Océano Ártico se están convirtiendo en algo normal. El hielo está desapareciendo ante nuestros propios ojos mientras el nivel del mar y las temperaturas se encuentran en su mayor punto en años.

Datos desde los satélites muestran que estamos siendo testigos de una aceleración muy rápida del nivel del mar, tal como indica mi compañero en esta entrada. En los últimos seis años, los océanos han aumentado en 5 milímetros por año, lo que es un índice no visto desde la última Edad de Hielo, y que sigue aumentando.

Uno de los indicadores más alarmantes de la alteración del clima antropogénico (ACD) es que el dióxido de carbono en la atmósfera, a principios de febrero, llegó a un nivel no visto en el planeta en los últimos 15 millones de años.

Gracias a nosotros, los humanos, la tierra estaba ya experimentando en los 90 unos niveles de CO2 a los que no se había llegado desde el Plioceno, la época geológica que comienza hace 5,3 millones de años y termina hace 2 millones y medio de años, que vio niveles de dióxido de carbono entre las 350 y 405 partes por millones y las temperaturas globales medias que llegaron a los 2 y 3 grados centígrados más que el clima de 1880.

Llegando a las 406,66 partes por millones nos ha traído a otra época, la del Antropoceno, al poder comprobar como los impactos de esta alteración del clima cada vez son más aparentes día a día.

Este año ya va al ritmo de ser de mayor calor que el anterior que batió todos los récords, el 2015. NASA reportó que el primer mes de 2016 fue el enero de mayor calor del que se tienen registros.

Te puede interesar

Escribe un comentario