Los desiertos son las mejores regiones para instalar plantas de electricidad solar de concentración

Sahara

En Viena se ha presentado una idea durante la reunión de la Unión Europea de Geociencias donde se explica que las zonas áridas son las que más radiación solar reciben y por lo tanto las mejores para instalaciones de plantas de energía solar aparte de que no compiten por espacios para agricultura u otras actividades humanas.

Uno de los problemas de las renovables, al menos en la solar, son las grandes extensiones de terreno que se requiere para su instalación, algo que podría ser solucionado si se encontraran en esos desiertos como su ubicación perfecta. Por esto mismo un equipo de científicos propone utilizar los vastos espacios del desierto para generar energía limpia gracias al sol.

Estas regiones desérticas son perfectas para instalar plantas de electricidad solar de concentración (CSP), otra forma distinta de utilizar la energía solar que permite almacenar la energía y producir electricidad incluso cuando es de noche, a diferencia de las centrales fotovoltaicas con paneles solares. En las plantas de CSP la energía solar se toma desde espejos en un receptor central que alcanza temperaturas muy altas. Este calor produce vapor y mueve una turbina que es la que produce la energía o electricidad.

Las regiones con amplios desiertos son las que mayor ratio de irradiación solar poseen y esto permite que producir electricidad sea más barato, ya que cuanta más irradiación los costes se abaratan. Y dar un uso a zonas que no sirven para nada es otro de sus grandes puntos a favor.

Y si se pudiera pensar que debido a la gran distancia en las que podría encontrarse unas plantas de energía de este tipo, no habría que preocuparse ya que generar la electricidad y llevarla a las grandes ciudades sería por 20 centavos de dólar por kilovatio/hora.

Toda una propuesta que esperemos encuentre su viabilidad en algún momento en un futuro cercano.

Te puede interesar

Escribe un comentario