Los cambios climáticos engendran un crecimiento anormal de los árboles en el hemisferio sur

arboles-en-el-campo

Los cambios recientes en la circulación atmosférica han podido ser puestos en evidencia a través de la organización inhabitual de las capas de crecimiento de los árboles del hemisferio sur. A partir de los datos recogidos en más de 3000 árboles en Chile, en Argentina, en Tasmania y Nueva Zelanda, el estudio muestra una reducción inhabitual del crecimiento de estos árboles en Patagonia y un aumento de su crecimiento en Tasmania y en Nueva Zelanda en estos últimos 50 años.

La causa principal de esta transformación a escala mundial es debida a los cambios de temperatura y a los niveles de precipitaciones relacionados con la circulación atmosférica circumpolar. Este fenómeno atmosférico conocido con el nombre de Modo Anular Austral u Oscilación del Antártico varía a escala de decenios o a una escala de tiempo todavía mayor.

Unas modificaciones recientes en las diferencias de presión entre los trópicos y los polos han llevado a un desplazamiento hacia el sur de la zona subtropical seca y de la cintura de los vientos del oeste de América del Sur. Estas modificaciones, que pueden estar relacionadas con un agujero de la capa de ozono del Antártico, engendran condiciones climáticas más secas en la Patagonia del Norte y más cálidas en Tasmania y Nueva Zelanda.

La reconstitución del Modo Anular Austral en 600 años, a partir de las capas de crecimiento de los árboles, muestra que no existe ningún precedente en estos modos de circulación anormales. La cuestión es saber si estos mecanismos de circulación van a continuar cambiando con las modificaciones en la capa de ozono.

Este estudio procede de un proyecto de colaboración internacional de la Universidad de Western, Ontario, y financiado por el Instituto Interamericano de Investigación sobre cambio planetario, que ha reunido a equipos procedentes de Canadá, Estados Unidos, Argentina y Chile, investigadores de Australia, Nueva Zelanda y Suiza.

Te puede interesar

Escribe un comentario