Las creaciones creadas por la propia naturaleza no pueden tener copyright

Selfie del macaco

Según la Oficina del Derecho de Autor de los Estados Unidos mantiene que las creaciones creadas por la propia naturaleza no pueden ser clamadas como propiedad por los mismos humanos.

Toda esta polémica proviene por la propia selfie que se hizo un mono con una cámara y que fue subida más tarde a la Wikipedia. En este momento, el fotógrafo pidió a la enciclopedia online que retirara la imagen clamando por los derechos de autor. Wikipedia denegó la demanda, y mencionó que la foto no tenía derechos de autor ya que no había sido realizada por un humano.

La foto es que tiene su miga, aparte de derechos de autor y las complicaciones que están surgiendo. Que un mono se mire a la cámara y se haga una selfie como mismamente estamos haciendo los humanos casi diariamente, es digno de mención por la capacidad mental de estos “animales”.

Sea como fuere, una foto que pasará a la historia y que gracias a esta selfie, la Oficina del Derecho de Autor de los Estados Unidos afirma que los humanos no pueden clamar el copyright de selfies de monos, murales pintados por elefantes o piedras perfiladas por el entorno.

En qué momento ese mono sustrajo la cámara de un fotógrafo, justamente la de David Slater, para realizarse una selfie legendaria que tiene mucha gracia por la pose del propio macaco. Slater ha clamado que él tiene los derechos sobre esa foto ya que esa imagen fue realizada con su equipo fotográfico y fue responsable de la misma.

La nueva publicación desde la oficina mantiene: “La Oficina no registrará ningún tipo de trabajo producido por la misma naturaleza, animales o plantas. Lo que supone que la Oficina no registrará un trabajo supuestamente creado por una divinidad o con poder sobrenaturales“.

Toda una polémica por una foto creada por un ingenioso macaco con dotes para las selfies.

 


Escribe un comentario