La superficie de hielo invernal del Ártico en su nivel más bajo

Artico

La extensión máxima de los hielos del Ártico ha sido la más débil medida en invierno este año, desde el comienzo de las observaciones por satélite en 1979, tal y como indicó el Centro Americano de la nieve y el hielo.

La superficie de la banquisa alcanzó un máximo de 14, 54 millones de kilómetros cuadrados el 25 de febrero, lo que debía ser el máximo anual, según una estimación preliminar, es decir 1,10 millones de kilómetros cuadrados por debajo de la media de 15, 64 millones de kilómetros cuadrados, medida de 1981 a 2010, y 130.000 kilómetros cuadrados por debajo del anterior mínimo de 2011. Este año, el máximo se alcanzó 15 días antes que la media entre 1981 y 2010, a saber el 12 de marzo.

La fecha de la extensión máxima de la banquisa ártica varía considerablemente de un año a otro yendo del 24 de febrero de 1996 al 2 de abril como más tarde en 2010, precisan los científicos. Vista la variabilidad de la superficie de los hielos en esta época del año, es posible que la banquisa continúe a extenderse a lo largo de las dos o tres próximas semanas, según ellos.

En cualquier caso, parece improbable que se produzca una acumulación de hielo suficiente para superar la extensión alcanzada el 25 de febrero, estiman los estudiosos de los hielos.

Te puede interesar

Escribe un comentario