La liberalización del sistema de energías renovables en la Unión Europea

 Energia-renovable

Los intentos de Europa por combinar una política climática ambiciosa con la liberalización de los mercados de la electricidad han fracasado, y el continente tiene que volver a pensar su sistema de subvenciones para la energía renovable, según lo que indica un estudio publicado por el gobierno francés.

En diciembre de 2008, los dirigentes europeos aprobaron la ley del cambio climático que contenía tres objetivos para 2020: reducir las emisiones de gas de efecto invernadero en un 20%, producir 20% de la energía de la Unión Europea a partir de fuentes renovables; y mejorar la eficiencia energética en un 20%.

La ley sobre el clima entra en conflicto con la política de la Unión Europea, en vigor desde mediados de los años 1990, para intentar reducir los precios de la electricidad abriendo los mercados eléctricos a la competencia, según indica el informe.

A pesar de que la crisis económica estaba empezando, los dirigentes de la Unión Europea declararon que las políticas verdes no interferían con la liberalización e introdujeron modelos de subvenciones importantes para las energías renovables.

Los precios de la energía al detalle son sin embargo más altos que nunca, mientras que las compañías eléctricas están en crisis y que la electricidad de abastecimiento se ve amenazada por la falta de inversiones.

Incluso el plan climático ha fracasado en la medida en que la generación de electricidad alimentada por carbon contaminante ha aumentado de manera idéntica a las energías renovables.

Te puede interesar


Escribe un comentario