La biomasa del océano podría agotarse en el 2100

 Fondo marino

A partir de modelos climáticos de última generación, un equipo internacional cuantifica por primera vez la pérdida regional de biomasa en las profundidades oceánicas. El equipo informa que todos los ecosistemas, incluso aquellos enterrados en el abismo más profundo podrían verse afectados por el cambio climático.

Realizado conjuntamente por el Laboratorio de ciencias del clima y de medio ambiente (LSCE) y el Centro Nacional de Oceanografía, un estudio ha mostrado que la biomasa de los organismos que habitan en el gran océano disminuirá en este siglo hasta un 38% en el Atlántico Norte y cerca de un 5% a escala del océano global.

Esta disminución es atribuible a una reducción de las contribuciones de alimentos de la superficie del océano. Estas reducciones de biomasa afectan a determinadas regiones de alta biodiversidad, como algunos cañones y montañas submarinas.

Se teme que estos cambios afecten al funcionamiento de estos ecosistemas. Este estudio se basa en la última generación de modelos climáticos, particularmente uno desarrollado en el Instituto Pierre Simon Laplace, para evaluar las alteraciones en el transporte de alimentos desde la superficie hasta el fondo de los océanos.

Más información – Los límites de la producción de energía de biomasa

Te puede interesar

Escribe un comentario