La actividad volcánica amplificada por la erosión provocada por el deshielo

Volcan

Sabíamos que el deshielo de las grandes masas heladas, con ocasión de la última glaciación, se vio acelerada por el fenómeno del vulcanismo que había indirectamente producido, y que había inyectado gas carbónico en la atmósfera. Unos investigadores acaban de descubrir que la erosión amplificada por este deshielo habría contribuido igualmente a la actividad volcánica del planeta.

El clima de la Tierra es un sistema dinámico complejo donde varios factores entran en juego en escalas de tiempo y de espacio diferentes. Esto hace difícil, pero no imposible, la comprensión del pasado y del futuro de nuestro planeta. Consideraciones de física, pero también de química, de biología, geología y de astronomía son necesarias para interpretar el fenómeno.

Sabemos, desde los trabajos del astrónomo y geofísico serbio Milutin Milankovitch, que modificaciones de la inclinación del eje de rotación de la Tierra y de la excentricidad de su órbita son ampliamente responsables de las glaciaciones cíclicas de las que se observan claramente sus efectos durante la era del Cuaternario. Estas Eras glaciares duraron alrededor de 100.000 años durante las cuales el clima se enfrío durante 80.000 años antes de volver a calentarse en otros 20.000 años. Una Era interglaciar se produce entonces, precediendo a una nueva glaciación de cada ciclo de Milankovitch.

El último episodio glaciar se llama glaciación de Würm, en los Alpes, Vistuliano en Europa, y glaciación de Wisconsin en América del Norte. Este episodio condujo a la formación de un inlandsis en los Andes, a nivel de Bolivia y de la Patagonia. Se trata de regiones volcánicas, puesto que se encuentran sobre el famoso círculo de fuego, precisamente al borde de la placa del Pacífico, por debajo de las Américas.

Conviene saber que cuando importantes glaciares cubren una parte de los continentes, estos se hunden localmente en el manto, como lo haría un barco sobrecargado. Cuando una glaciación se termina, el fenómeno inverso se produce, las masas continentales remontan y se llama a este fenómeno ajustamiento isostático. Sobre todo se observa en las regiones de Europa septentrional, en particular en Escocia, o en el norte de Dinamarca, pero también en Siberia y en los grandes lagos de Canadá.

Te puede interesar

Escribe un comentario