Energía solar para una estación de ferrocarril en Phoenix

La energía solar esta logrando ser utilizada para todo tipo de aplicaciones y para producir energía en toda clase de lugares.

En la ciudad de Phoenix en el estado norteamericano de Arizona se comenzó a usar energía solar para generar aire fresco en una estación de ferrocarril. El sistema es muy simple los pasajeros que esperan que llegue su tren pueden pulsar un botón y se activa el aire frio de la refrigeración solar.

Esta tecnología es muy útil en esta zona ya que las temperaturas son muy altas durante el día por lo que se produce una concentración importante de calor en los espacios cerrados.

La refrigeración funciona por 15 minutos y luego se apaga para ahorrar energía ya que es suficiente para hacer más fresco y cómodo el interior de la estación de tren.

La instalación de este sistema de refrigeración solar costo 300.000 dólares, para su implementación se tuvo como ejemplo sistemas similares en Dubai. El dinero que financio esta tecnología fue a través de la publicidad en la propia estación de tren.

La ciudad de Phoenix planea la extensión de este sistema a otras estaciones de ferrocarril debido al buen rendimiento que genera. A diferencia del uso de aires acondicionados este sistema no produce dióxido de carbono ni otros gases contaminantes.

En este caso se utiliza un recurso natural abundante como es el sol para producir aire fresco y hacer más cómoda la estancia de los usuarios del ferrocarril.

Este tipo de proyectos permite ver como se puede aprovechar recursos locales y con una inversión moderada se logra grandes mejoras.

La utilización de energía limpia ayuda a reducir las emisiones de CO2 y a convertir lugares púbicos masivos en amigables con el medio ambiente.

Seguramente otras ciudades imitaran este sistema y se beneficiaran del uso del sol para generar electricidad.

FUENTE: Ecofriend

Te puede interesar

Escribe un comentario