El proyecto del oleoducto Keystone XL

 Oleoducto

Construido por TransCanada, el oleoducto, que parte de Alberta, Canadá, está diseñado para el transporte de 800.000 barriles al día de crudo, desde las arenas bituminosas hasta las refinerías de Texas en el Golfo de México. Su recorrido acortaría la ruta actual a la mitad en el norte de los Estados Unidos, con una inversión de 5.190 millones de euros.

Pero este proyecto plantea serias protestas en los ecologistas, que se oponen fuertemente a facilitar el transporte de este tipo de petróleo, cuya extracción produce mayores emisiones de gases de efecto invernadero que los petróleos convencionales.

Hasta ahora, Barack Obama ha sido muy prudente con este tema. Mientras que el presidente trata de hacer de la lucha contra el calentamiento global un elemento clave de su segundo mandato, como recordó en un discurso pronunciado en junio de 2013 que aprobaría el proyecto si no “agrava significativamente el problema del clima“.

En noviembre de 2011, el presidente de los EE. UU., entonces candidato a la reelección, había satisfecho las expectativas de los ecologistas anunciado una moratoria en la construcción del Keystone XL hasta la entrega de un estudio de viabilidad.

Más información – La construcción de un oleoducto gigante en Canadá

Te puede interesar

Escribe un comentario