El calentamiento climático al asalto del Mont Blanc

 Mont Blanc

Un “monte menos blanco”, glaciares erosionados, pendientes inestables, un ecosistema empobrecido, paisajes alterados… El techo de Europa va a sufrir una metamorfosis bajo el efecto del calentamiento.

Esto al menos es lo que se desprende del atlas científico del Mont Blanc, conectado online el pasado 27 de mayo y destinado para la comunidad científica así como para el público en general. Se trata de un sistema que es fruto de tres años de trabajo de un equipo pluridisciplinar, implicando a investigadores franceses, italianos y suizos.

A la iniciativa del Centro de Investigación de los ecosistemas de altitud de Chamonix, han puesto en común 152 estudios para detectar el impacto del cambio climático sobre este macizo emblemático.

Las temperaturas, que han aumentado de 1,5 grados en el siglo XX, podrían, de aquí al año 2100, elevarse de 4 a 5 grados más. En julio, el mes más cálido, habrá que subir a 4.083 metros, 700 metros más para encontrar la isotermia cero grados. Sin embargo, el macizo cuenta con menos de diez picos con más de 4.000 metros. El dominio que tiene temperaturas negativas será diez veces menor.

La capa de nieve a media y baja altura debería desaparecer, puesto que el límite de la nieve debería remontar unos 150 metros por grado de calentamiento, de aquí a finales de siglo. Las consecuencias pueden ser terribles: los glaciares, la fauna, la flora, y los hombres se verían afectados.

 Más información – El control del clima, unos avances difíciles

Te puede interesar

Escribe un comentario