Educar para no tirar comida

 Pobreza

Para conseguir una reducción drástica de los residuos alimenticios de aquí al año 2025, se imponen nuevas campañas de sensibilización a nivel europeo e internacional.

Los diputados europeos están de acuerdo en ofrecer cursos de educación alimenticia, concretamente en los colegios, con el fin de dar consejos prácticos en cuanto a conservación de alimentos, preparación y eliminación.

Para favorecer la durabilidad en el sector alimenticio, los diputados europeos piden que se declare el año 2014 como “Año europeo contra el despilfarro alimenticio”.

El despilfarro alimenticio se integra en el marco más general de nuestra sociedad de sobreconsumo en el que se compra sin cabeza. Sin embargo, el hecho de comprar nunca es anodino y conlleva normalmente un sistema que pone en peligro nuestros cimientos de vida.

En efecto, el consumidor se deja tentar muchas veces por los atractivos del marketing agroalimenticio. De esta forma, compramos productos alimenticios que son inútiles y costosos, o pero aún, productos que son perjudiciales para nuestra salud.

Más información – La Rioja inicia recogida de residuos orgánicos

Te puede interesar

Escribe un comentario