¿Cuáles son las verdaderas emisiones de CO2 del tráfico aéreo?

Un transporte aéreo sostenible e implicado en la lucha contra el calentamiento climático, es la visión que quieren destacar los fabricantes, transportistas y aeropuertos en el salón mundial de la aeronáutica que se desarrolla actualmente en Bourget.

En el Manifiesto COP 21 visto desde el cielo, entregado el jueves 18 de junio a los ministros de Ecología, Ségolène Royal, y de Asuntos exteriores, Laurent Fabius, aeropuertos de París, Air France-KLM y al grupo de industrias francesas aeronáuticas se comprometieron a reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero.

Aeropuertos de París prevé concretamente aumentar en un 15 por ciento la parte de energías renovables de aquí a 2020 en Air France-KLM, reducir las emisiones de CO2 por pasajero en un 20 por ciento al mismo nivel que en 2011.

En la víspera de la cima sobre el clima que tendrá lugar en París en diciembre, los industriales del sector aéreo quieren dar buena impresión. Responsable del dos por ciento al 3 por ciento de las emisiones a nivel mundial, como las de un país como Alemania, el sector es uno de los únicos que no está sometido a ningún tipo de regulación internacional.

Los industriales se fijaron objetivos en 2009 en el seno de la Asociación del transporte aéreo internacional. Se trata de estabilizar las emisiones de aquí a 2020 para alcanzar un crecimiento neutro en carbono, y reducirlos a un 50 por ciento en 2050 con relación a los niveles de 2005. Una previsión ambiciosa, puesto que la industria prevé también doblar, o incluso triplicar, el número de pasajeros de aquí a mitad de siglo.

Te puede interesar

Escribe un comentario