Clima: la advertencia de los países en desarrollo

 Cambio climático

Las negociaciones sobre el cambio climático, que terminaron el sábado pasado, han rozado una vez más el fracaso. Por supuesto para explicar esto, ha habido una parte de la puesta en escena habitual en este tipo de grandes conferencias donde cada país, empujado por los negociadores, enseña hasta el último momento sus dientes para hacer el menor tipo de concesiones posible.

Pero existe una razón más profunda: la desconfianza que domina las relaciones entre los países industrializados y los países en desarrollo, en el momento en el que la escena geopolítica mundial está en plena recomposición. La negociación no es un juego cooperativo de 195 Estados, sino el enfrentamiento de intereses nacionales.

Esto no es evidentemente una buena noticia para el clima, cuando la curva de las temperaturas se encamina lentamente, pero de forma segura, hacia un calentamiento de 4° en el horizonte de finales de siglo.

Acorto término, es inquietante para la salida de estas discusiones, que deben en principio concluirse en diciembre de 2015 en París, a través de la firma del primer acuerdo mundial para reducir las emisiones de gas de efecto invernadero, aplicándose a todos los países. La conferencia polaca ha salvado el cuello dando a luz a una hoja de ruta que pone los jalones de las etapas siguientes hasta llegar al año 2015.

Más información – Las emisiones americanas de metano

 

Te puede interesar

Escribe un comentario